Plazuela Callao



La plazuela Callao está ubicada entre las calles Dos de Mayo, Huáscar, Elías Aguirre y pasaje Huáscar; cerca al malecón Grau, a la plazuela Grau y a la alameda 28 de Julio.

La Plazuela Callao tiene como centro una histórica pileta y alrededor de ella se distribuyen seis caminos peatonales, los cuales separan igual número de jardineras de manera diagonal. Las 18 bancas de hierro forjado y madera se encuentran ubicadas en el perímetro de la plaza.

La histórica pileta de hierro fundido del siglo XIX lleva la siguiente inscripción: “Esta Obra Fue Construida Por Orden De Su Excelencia Don Ramón Castilla, Presidente De La Republica Del Perú, 1846”, es en este año que el gobierno del mariscal Ramón Castilla hizo diferentes contratas para la instalación de una red de tuberías, acequias y piletas públicas para el servicio de agua potable en Lima y los puertos del Callao, Arica e Islay. Tanto las tuberías como las piletas – o las cañerías y pilas como se decía en esa época – fueron elaboradas en Inglaterra, de fierro fundido. En el Callao se instaló una pileta en la denominada Plaza del Mercado.

Unos 664 kilómetros hacia el norte en el puerto de Pacasmayo, se iniciaba la construcción de una plazuela sobre un terreno eriazo. El dinero para nivelar el terreno fue otorgado por don Enrique Dupuy, vecino de Pacasmayo de origen francés. Por tal motivo, se le llamó a este espacio urbano como plazuela Dupuy.

En el año 1936, la municipalidad del Callao retiró la pileta y seis farolas de la plaza del Mercado, remodelándola e instalando una estatua de José Gálvez, héroe peruano que entregara su vida en el  combate del Dos de Mayo. Desde ese momento, dicha plaza lleva su nombre. La pileta y las farolas fueron donadas por el Callao a Pacasmayo ese mismo año de 1936 y fueron instaladas en la plazuela Dupuy, siendo rebautizada y conocida desde entonces como plazuela Callao.

En el lado sur de la plazuela en la esquina con la calle Dos de Mayo, se ubica la antigua casa donde funcionó la oficina de correos y telégrafos. La casa de Correos, de estilo republicano, ha sido hecha con piedra, adobe, quincha y madera. Tiene dos plantas. En la primera planta, en el frontis que da a la plazuela, hay un balaustre de madera torneada y galería de cuatro columnas. Las puertas son de madera y las ventanas, también de madera, están protegidas con rejas de fierro fundido. En la segunda planta se observan cinco ventanas con pequeños balcones de madera, tres en el frontis de la plaza y dos en la fachada de la calle Dos de Mayo. A este tipo de balcones se les conoce como balcones rasos porque no sobresalen con relación a la fachada. A pesar de que su estado de conservación no es bueno, no es difícil imaginar lo imponente que debió ser en sus mejores años. Ha sido declarada monumento integrante del patrimonio cultural de la nación en el año 2002.

La plazuela Callao ha sido declarado Ambiente Urbano Monumental por Resolución Directoral Nacional N° 026-INC-2002

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *